Cuidados que cambian tu día a día

La caída del cabello y las deficiencias nutricionales

Para crecer adecuadamente, el cabello necesita una cantidad suficiente de vitaminas y nutrientes. Ciertas deficiencias nutricionales pueden tener un impacto directo en la caída del cabello.

Caída del cabello y deficiencias: el círculo vicioso

Por un lado están las vitaminas y los minerales: desempeñan un papel fundamental en el ciclo normal del cabello, en particular en la renovación de las células del bulbo folicular y su rápida tasa de división. Una ingesta insuficiente, especialmente cuando se sigue una dieta desequilibrada, puede ser una de las causas de la caída del cabello. La deficiencia de ciertas vitaminas y minerales altera la síntesis de cabellos, promueve su fragilidad y genera su caída.

Por otro, están los aminoácidos de azufre como la metionina y la cisteína, que son precursores de la queratina, el principal componente de la fibra capilar.  Pero con la edad, resulta más difícil absorber y fijar estos aminoácidos que son beneficiosos para el crecimiento del cabello y ayudan a fortalecerlo.  

Esta es una de las razones por las que los dermatólogos recomiendan seguir curas a base de suplementos alimenticios con aminoácidos de azufre. Este coadyuvante ayuda a reparar las lesiones estructurales del cabello y retrasa la caída en los individuos que sufren de alopecia.  Se recomiendan especialmente para compensar la habitual caída del cabello después del embarazo.

Las distintas deficiencias nutricionales que acentúan la caída del cabello

Déficit de hierro y caída del cabello

El hierro, como componente de la hemoglobina, aporta energía a las células durante su división, lo que da lugar a la síntesis de cabellos. Numerosos estudios sugieren la existencia de un vínculo entre la deficiencia marcial (es decir, con un déficit de hierro en la sangre,con y sin anemia) y la caída del cabello, en particular en el efluvio telógeno (agudo o crónico) y la alopecia androgenética*.

Déficit de zinc y caída del cabello

El zinc es un activador de enzimas que estimula la transformación de las proteínas, las cuales proporcionan los enlaces necesarios para la estructura del cabello.  También ejerce una acción en el efecto queratinizante de la vitamina A en el cabello. Corregir una deficiencia de zinc por lo tanto promueve la regeneración del cabello.

Déficit de vitamina B12 y caída del cabello

El complejo de la vitamina B contiene 8 moléculas hidrosolubles (incluida la vitamina B12), que desempeñan todas un papel fisiológico esencial en el metabolismo celular. La deficiencia de vitaminas del grupo B puede guardar relación con la caída del cabello. 

Déficit de vitamina D y caída del cabello

La exposición al sol ayuda al cuerpo a sintetizar la vitamina D y la falta de este nutriente puede ser un factor agravante de la caída reaccional (efluvio telógeno agudo), especialmente en otoño.



* Fuente: Kantor 2003, Rushton 2002, Guo and Katta 2017

Nuestras rutinas de cuidado

 
Mi rutina anticaída del cabello

Acción sobre la caída del cabello cronica o reactiva de los hombres y mujeres

Probar esta rutina > Mi rutina anticaída del cabello > Ver mi rutina >
Ver todas las rutinas de cuidado >