Cuidados que cambian la vida diaria

La caída del cabello localizada

A diferencia de la caída del cabello difusa, la caída del cabello localizada se produce en ciertas zonas del cuero cabelludo. Puede deberse a varias causas y se trata de una patología que puede alterar la imagen de la persona y tener un fuerte impacto psicológico.
 

La importancia del examen clínico en la caída del cabello localizada

Cuando la pérdida de cabello se produce en una zona claramente diferenciada del cuero cabelludo y la cabeza se denomina caída del cabello localizada o alopecia localizada. En este caso, la caída no es difusa, el cabello no cae de manera uniforme, dejando el cráneo parcialmente despoblado en ciertas zonas. Las áreas afectadas no son siempre las mismas, pueden cambiar en función de los distintos tipos de caída. 

Es muy recomendable consultar al dermatólogo, ya que con ayuda de un dermatoscopio, este profesional de la salud puede diagnosticar el tipo de caída.  Se trata de un método simple y rápido que mejora considerablemente el resultado del diagnóstico y el seguimiento de las patologías del cuero cabelludo. 

En particular, permite distinguir la caída del cabello ocasional o crónica de la alopecia androgenética.  Como complemento, la prueba de tracción permite identificar si el tipo de caída del cabello es un efluvio telógeno frente a otro tipo de pérdida de cabello.

¿Cuáles son las principales caídas del cabello localizadas?

La calvicie. Es la forma más común de alopecia androgenética, provoca en los hombres una caída del cabello a nivel de las sienes y la frente. En las mujeres es más difusa.

 La alopecia por tracción. Causada por el abuso de peinados demasiado tirantes y apelmazados que ejercen una reiterada tracción en el cuero cabelludo. Estas manipulaciones mecánicas provocan a menudo una caída del cabello localizada en el contorno de la frente.

 La alopecia cicatricial. Es una enfermedad rara y crónica que causa inflamación en las zonas afectadas del cuero cabelludo. Los folículos pilosos se destruyen causando la pérdida permanente de cabello en ciertas áreas. 

 La alopecia areata. Es una afección dermatológica caracterizada por la pérdida de cabello en pequeñas placas, puede afectar a cualquier persona y aparecer a cualquier edad. Esta enfermedad autoinmune evoluciona de forma diferente de una persona a otra, pero en la mayoría de los casos, el cabello suele tardar entre 6 y 12 meses en volver a crecer con normalidad.

Algunas infecciones del cuero cabelludo. Varias de estas son causadas por un hongo, como la tiña, pueden provocar una alopecia localizada en distintas zonas de la cabeza. En estos casos es necesario recurrir a medicamentos.

Nuestras Rutinas de Cuidado

Mi rutina
Anti-caída del cabello para mujer (más de 6 meses)

Actúa sobre la caída crónica del cabello

Probar esta rutina > Anti-caída del cabello para mujer (más de 6 meses) > Ver mi rutina >

Mi rutina
Anti-caída del cabello para mujer (menos de 6 meses)

Acción sobre la caída ocasional del cabello (debido al estrés, fatiga, posparto, cambio de estación…)

Probar esta rutina > Anti-caída del cabello para mujer (menos de 6 meses) > Ver mi rutina >

Mi rutina
Anti-caida del cabello para mujer (post-parto)

Descubre la rutina ideal para actuar sobre la caída ocasional del cabello (debido al estrés, fatiga, posparto, cambio de estación) en mujeres.

Probar esta rutina > Anti-caida del cabello para mujer (post-parto) > Ver mi rutina >
Ver todas las rutinas de cuidado >