Piel grasa, qué es y cómo cuidarla

Estamos seguros de que muchos de nosotros aún no conseguimos identificar con qué tipo de piel contamos, y que en ocasiones lograr diferenciar ciertas características parece difícil, ya que de no hacerlo es probable que estemos haciendo uso de los productos y tratamientos incorrectos. 

Por lo que, afectamos de forma directa a nuestra piel e incluso nuestra autoestima, si sospechas de que tienes piel grasa, te invitamos a descubrir sus principales particularidades, cuáles son las causas y cómo tratarla de la manera más adecuada.

¿Cuál es la piel grasa?

Una piel grasa es aquella que produce una cantidad importante de sebo, por lo general los poros están dilatados, asimismo es notoria la presencia de imperfecciones como lo son granitos, espinillas, puntos negros, brillo y la humedad.

Este tipo de pieles es más común durante la adolescencia a raíz de los cambios hormonales que se vive y en ocasiones también afecta durante la vida adulta. La piel grasa da la sensación de tener siempre la cara sucia, además tiende a ser más sensible.

¿Por qué tengo piel grasa?

Este es un cuestionamiento bastante frecuente en este tipo de situaciones y la respuesta es muy corta y sencilla de responder; sin embargo, primero hay que entender cuál es el principal funcionamiento de la piel.

Este órgano se encarga de crear una barrera de forma natural constituida por grasa y agua, con el fin de conservarla hidratada y protegerla de otros factores, esto gracias al trabajo de las glándulas sebáceas y sudoríparas.

Esta cantidad de grasa se ajusta y cambia conforme a las características ambientales; no obstante, cada piel es diferente, por lo que algunas personas producen una mayor cantidad de grasa y sebo de lo que se requiere, dando pie a la piel grasa. Pero hay que tener presentes otros factores como:

  • Herencia: Si algún familiar cercano como los padres la padece, es muy probable que se herede genéticamente, en donde los hijos tendrán una piel grasa.

  • Dieta: No llevar una dieta equilibrada y el consumo de alimentos con alto contenido graso, provoca que la piel genere más sebo.

  • Cambios hormonales: La presencia de grasa es más frecuente durante la adolescencia con la llegada de la pubertad, un embarazo, una enfermedad o por el ciclo menstrual, en donde se muestra el aumento de alguna hormona.  

  • Rutinas: Como ya mencionamos el uso de los productos inadecuados o de no llevar la limpieza adecuada desregula la producción del sebo.


¿Cómo cuidar la piel grasa?

De no aplicar los productos y tratamientos convenientes, así como no llevar una rutina para su cuidado, puede llegar a provocar la presencia de acné, infecciones por el contacto directo con bacterias y provocar cicatrices, dejando marcas de por vida en el cutis.

Por consiguiente, el cuidado que se le otorgue será crucial para evitar la sobreproducción de la grasa, estos son algunos consejos funcionales para una piel grasa:

  • Tener una rutina establecida, con horarios y respetarlos siendo constantes en este cuidado.

  • Realizar la limpieza adecuada, de hacerlo demasiado o poco aumentará la presencia de sebo.

  • Uso de los productos apropiados para este tipo de pieles.

  • Hidratar adecuadamente, es necesario mantener la piel hidratada con las cremas específicas para ello.

  • No tocar o exprimir granitos, puntos negros y espinillas para evitar la propagación de bacterias.

¿Cómo limpiar la piel grasa?

  1. Limpiar únicamente dos veces al día, una al despertar y al dormir, esto porque al descansar estamos en contacto directo con el polvo, sudor y ácaros de nuestra cama, así como en la noche, puesto que durante el día estamos en contacto con los contaminantes.

  2. Elegir un buen dermolimpiador que no contenga alcohol, parabenos y detergente, asimismo que contenga seborreguladores y un elemento exfoliante.

  3. Asegurarse de desmaquillar perfectamente la piel.

  4. No olvidemos de mantenerla bien hidratada.

  5. Por último, sellar los poros abiertos con un tónico que además mantiene el pH controlado.


¿Cómo hidratar la piel grasa?

Uno cree que por exceso de grasa que se presenta, no es necesario realizar una hidratación de la piel, pues se piensa se generará más sebo y es un error bastante común, por lo que, para la adecuada humectación de una piel grasa o mixta, la crema tendrá que cumplir ciertas características para que aporte los nutrientes esenciales.

El uso de la crema correcta servirá para controlar la producción de la grasa e incluso disminuirla, por lo que antes de comprar una crema es importante prestes atención de que cuente con los siguientes elementos:

  • A base de agua y libres de aceites.

  • Existen diferentes consistencias de crema, por lo que se recomienda optar por aquella que sea ligera.

  • La mayoría de ingredientes sean naturales.

  • Ayuden a la reducción de las rojeces e irritaciones.

  • Por último, debe indicar que no es comedogénica.

¿Cómo maquillar la piel grasa?

Es fundamental preparar la piel para la aplicación de cualquier tipo de maquillaje, asimismo que este indique que no causa la salida de granitos, esto lo consigues saber en la etiqueta de la caja, además de limpiar cada 2 o tres días las brochas que se usan. Aquí te dejamos algunas recomendaciones para antes de realizar la aplicación de un cosmético:

  1. Lavar el rostro con un gel limpiador como KERACNYL, que es ideal para la limpieza diaria de pieles con tendencia a exceso de grasa.

  2. Aplica un suero especial para piel grasa, esto ayuda a que la base se fije mejor, se sugiere el uso de aquel que reduzca las imperfecciones rojas y marrones como: KERACNYL SUERO.

  3. Finalmente es necesaria humectarla, la crema KERACNYL PP está especialmente diseñada para este tipo de pieles, que además actúa como calmante y reduce las imperfecciones de la piel.

Eliminar piel grasa

Por suerte la piel grasa es algo que se consigue controlar siguiendo los pasos correctos y que además un punto a favor de las personas que lo padecen es el retardo del envejecimiento. 

Lo principal para su eliminación es tener una alimentación rica en nutrientes. Además, llevar de manera constante una rutina completa, desde la limpieza y humectación con los productos correctos, como la línea completa de Ducray KERACNYL, que es ideal para pieles grasas, con imperfecciones y tendencia acneica.

Encontrarás desde limpiadores de gel, cremas, sueros, mascarillas, matificador para la eliminación del brillo, loción purificante y para tratar las espinillas. Asimismo, se recomienda acudir con un especialista para que indique los medicamentos y tratamientos más adecuados para la disminución de la grasa en el rostro.