Cuidados que cambian la vida diaria

La psoriasis pustulosa

Existen diversas formas de psoriasis más o menos conocidas, más o menos frecuentes y más o menos graves. La psoriasis pustulosa es un tipo de psoriasis totalmente peculiar, que la mayoría de la gente desconoce. Se caracteriza por la presencia de pústulas, unas “burbujas” presentes en la superficie de la piel que contienen una sustancia líquida.

Tipos de psoriasis pustular: localizada o generalizada

En el caso de la psoriasis pustulosa, hay que tener en cuenta que se trata de burbujas asépticas, es decir, que no están infectadas. Sin embargo, suelen ser lesiones muy inflamatorias. El perfil de los pacientes afectados por psoriasis pustulosa es variable pero es bastante habitual encontrar antecedentes personales y/o familiares de psoriasis en placas.

Este tipo de psoriasis se divide en dos principales categorías:
  • Una forma localizada, principalmente instalada en las palmas de las manos y las plantas de los pies (psoriasis pustulosa palmoplantar). Este tipo de psoriasis provoca la aparición de dificultades motoras (caminar, coger objetos) y relacionales (miedo a la opinión de los demás, aislamiento y retraimiento) a menudo importantes;
  • Una forma generalizada, también denominada psoriasis pustulosa de Von Zumbusch, que constituye una emergencia médica y puede acarrear la muerte del paciente. De hecho, la psoriasis pustulosa generalizada se acompaña de numerosas manifestaciones extracutáneas: fiebre, cansancio, alteración del estado general, trastornos electrolíticos y afectación de múltiples órganos (especialmente a nivel articular y pulmonar), con riesgo de dificultad respiratoria. La psoriasis pustulosa generalizada puede manifestarse en forma de brotes, como la psoriasis en placas.

¿Qué tratamientos existen para la psoriasis pustulosa?

El tratamiento de la psoriasis pustulosa se basa en los mismos tratamientos que la psoriasis en placas, en particular en tratamientos orales o inyectables. En caso de psoriasis pustulosa generalizada que pueda suponer un riesgo para la vida, suele ser necesario hospitalizar al paciente para controlar sus constantes al tiempo que se inicia el tratamiento.

Nuestras Rutinas de Cuidado

Mi rutina
Anticaspa P.S.O

Actúa sobre las placas de caspa seca con enrojecimiento y picor.

Probar esta rutina > Anticaspa P.S.O > Ver mi rutina >
Ver todas las rutinas de cuidado >