Cuidados que cambian tu día a día

¿Cuáles son los diferentes tipos de acné?

El acné es una enfermedad de la piel muy extendida que afecta principalmente a los adolescentes. Sin embargo, no es una enfermedad propia de los adolescentes, ¡al contrario! Hay muchas formas de acné. El acné puede afectar a cualquier persona, independientemente de su edad, de manera más o menos grave y más o menos visible, presentándose en la cara, la espalda o el pecho. Conocer su tipo de acné es esencial para comprender mejor el tratamiento recetado por el médico y/o los cosméticos y dermocosméticos recomendados por el farmacéutico.

“El acné juvenil, ¡vaya lacra!”

El acné juvenil es el acné del adolescente (12-17 años) y del preadolescente (9-11 años), y constituye la forma de acné más común. En torno a un 80% de los jóvenes se ven afectados por este tipo de acné. La piel se vuelve grasa y reluciente, y aparecen granos en forma de puntos negros, puntos blancos y barrillos rojos. El acné juvenil evoluciona a lo largo de varios meses o años y requiere la aplicación de cuidados a diario, en particular para limitar el riesgo de cicatrices durante la edad adulta.

“Sufro de acné retencional”

El acné retencional o comedoniano suele constituir el primer nivel de acné. Esta forma de acné se caracteriza por la presencia de puntos negros (comedones abiertos) y puntos blancos (comedones cerrados o microquistes). Los comedones son lesiones muy pequeñas, más o menos numerosas, que dan a la piel un aspecto “sucio”, máxime si la piel es grasa y los poros están dilatados. Los activos queratolíticos que contienen los tratamientos farmacológicos y/o dermocosméticos ayudan a desinscrustar los poros y actúan eficazmente en este tipo de acné. 

“Tengo un acné inflamatorio”

El acné inflamatorio es probablemente la forma de acné más conocida. Los granos de acné inflamatorio aparecen directamente o a partir de comedones (puntos negros o blancos) como resultado de la actividad de una bacteria de la piel denominada Cutibacterium acnes. Se trata de granos rojos, más o menos grandes, más o menos dolorosos y más o menos profundos en la piel.  Pueden distinguirse varios tipos:
  • las pápulas (pequeños granos rojos),
  • las pústulas (pápulas recubiertas por una cabeza blanca)
  • y los nódulos (grandes granos rojos de más de 5 mm de diámetro).
Los brotes de acné suelen ser una combinación de acné retencional e inflamatorio, de ahí el interés de usar un tratamiento global con activos que ataquen tanto las lesiones retencionales como las inflamatorias.

“Tengo acné nodular”

El acné nodular, también conocido como acné noduloquístico o acné conglobata, es una forma de acné crónico rara pero grave, caracterizada por numerosas lesiones retencionales e inflamatorias, especialmente nódulos. El tratamiento se basa en la isotretinoína oral: se trata de un medicamento eficaz pero puede resecar la piel, así que es necesario utilizar cuidados dermocosméticos compensadores para reconfortar la piel.

“He estado hospitalizado por un acné fulminante”

El acné fulminante es una forma de acné aguda que se caracteriza por una impresionante y fulgurante erupción en la cara y el tronco, junto con signos no cutáneos como fiebre o dolor articular. Es necesario hospitalizar al paciente para tratarlo rápidamente.

“Mi hijo sufre de acné severo”

Cerca del 15% de las personas afectadas por el acné sufre una forma grave de la enfermedad. En el acné severo, toda la cara se ve afectada, con una mezcla de puntos negros, puntos blancos y barrillos rojos más o menos grandes… Otras partes del cuerpo, como la espalda, también pueden verse afectadas.

El acné severo es una forma de acné que suele repercutir considerablemente en la calidad de vida y puede alterar las relaciones con los demás. Consultar a un médico puede ayudar a instaurar un tratamiento eficaz, como la isotretinoína oral.

“Ya he pasado la adolescencia y sigo teniendo acné, ¡e incluso marcas!”

El acné en los adultos es común, especialmente en las mujeres después de los 25 años.El acné en las mujeres suele concentrarse en la parte inferior de la cara y el acné en los hombres tiende a localizarse en la espalda, aunque también puede aparecer en la cara. Este tipo de acné es difícil de sobrellevar en el trabajo, entre amigos o en la intimidad. ¡Pero hay soluciones para ello!

“Mi bebé tiene acné”

El acné del lactante afecta a los bebés de entre 0 y 3 meses. No hay que asustarse si su bebé tiene granos de acné. Este tipo de acné es muy común y suele desaparecer al cabo de unas semanas o meses. No es necesario seguir ningún tratamiento específico, solo algunos consejos básicos:
  • lavar la piel con suavidad,
  • secarla bien,
  • no aplicar cosméticos grasos
  • y controlar su evolución.

Nuestras rutinas de cuidado

 
Mi rutina anti-granos facial

Acción sobre los puntos blancos/rojos inflamados

Probar esta rutina > Mi rutina anti-granos facial > Ver mi rutina >

 
Mi rutina anti-puntos negros

Exfolia y limpia los poros 

Probar esta rutina > Mi rutina anti-puntos negros > Ver mi rutina >
Ver todas las rutinas de cuidado >